dimecres, de maig 23, 2007

Ocaña



José Pérez Ocaña, puede ser considerado sin duda alguna el precursor de lo que se ha dado en llamar el camp religioso español, del que son herederos tanto su amigo, el ilustrador Nazario como Pedro Almodovar en sus primeros trabajos cinematográficos, esa fascinación por las formas de los ritos católicos, su imaginería despojada de su valor religioso.

"El 15 de Agosto, la fiesta de la Asunción, sale la reina de los cielos por la calle, todo el pueblo se llena de fiesta, es maravilloso: hay flores por todas partes, 300 niñas con alas de plumas y cestos de flores, la banda de música y esa virgen barroca ... Como andaluz me fascinan los cementerios, las tumbas, las mujeres como lloran. Cuando alguien moría íbamos a ver al muerto en el ataúd."



Ocaña nace en Cantillana, Sevilla, en 1947, y muy pronto le harán adquirir conciencia de su diferencia debido a la intolerancia y a la marginación a la que se verá sometido.

"Me crié entre la gente del pueblo, y desde pequeño empecé a darme cuenta de mis gustos: me gustaban los hombres, aunque eso fuera prohibido para la gente. Ya empezaba a sentirme rechazado por los demás. Me veía obligado a hacer un teatro falso, y me daba como mucha rabia tener que interpretar un papel falso delante de la gente ... la gente no me asumía, me odiaban porque era muy fina. Estaba completamente marginado, ellos lo habían querido."


Esta situación le llevará a emigrar a Barcelona en 1971 donde desarrollará su carrera profesional y dará rienda suelta a su verdadera identidad, llegando a convertirse en un auténtico mito. Su imagen paseando por La Rambla ha quedado grabada en la memoria de todos los que le conocimos, por lo desafiante que en aquellos momentos era su actitud en relación con la situación político social que se vivía, su aspecto exageradamente travestido llamaba la atención a todas luces y le convertía en el centro de todas las miradas, desde luego la discreción no era su fuerte.
Sin embargo su lucha no se centrará en una reivindicación del ser homosexual, Ocaña huirá de etiquetas.


"Yo no lucho por ser homosexual, lo que lucho es por ser yo, y ser una persona ... Yo creo en las personas, no deben ponerte etiquetas porque tú vayas con un tío o con una tía."


Ocaña morirá en 1983 en su Cantillana natal, en Andalucía, a consecuencia de las quemaduras producidas cuando unos cirios quemaron el disfraz de Rey Sol que llevaba puesto para una desfile que montó en las fiestas de su pueblo. Su nombre quedará ligado al del argentino Copi, dramaturgo, novelista, actor y dibujante de tiras cómicas para la prensa francesa, ya que les unía la misma visión canalla y explosiva de la vida y el deseo. Su condición de seres diferentes en una sociedad marcadamente heterosexual y la lucha por ser ellos mismos en un mundo que les iba a la contra.

En 1987 Ventura Pons le homenajeará en el cortometraje "Ocaña, retrato intermitente" en el que se entrelazarán declaraciones de Ocaña con imágenes de su obra y cachas bigotudos, su fetiche erótico. También su amigo Nazario le rendirá homenaje en el cómic "Alí Babá y los 40 maricones" y por último la obra de teatro " Copi i Ocaña al Purgatori " obra de Marc Rosich estrenada en el Teatre Tantarantana y posteriormente el Teatre Club Capitol 2, intentan rendir el homenaje que se merece esta gran figura y que últimamente parecía un poco olvidada, aunque para algunos su memoria siempre estará presente.

"Copi I Ocaña al Purgatori"

14 comentaris:

MM de planetamurciano.tk ha dit...

Cuando lo conocí en la peli de Ventura Pons me kedé fascinado y anonadado. Tú lo comparas con el argentino Copi, yo creo ke también hay ke hacerle un paralelismo con Pedro Lemebel, chileno.

ZekY's ha dit...

M'ha agradat molt escoltar parlar en català!!!!!!!

Aquí se han nombrado a muchos PRÓCERES!!!! Ocaña, Copi y mi querido Lemebel!!!!!!

No sé si esa obra se ha estrenado aquí en Buenos Aires.

Guillermo ha dit...

Oh interesante post.... Yo no la conzco, me imagino que en mi país, México, menos.

Gato Nocturno ha dit...

¡Dios, no me digas q conociste a Ocaña! Me muerooooooooo!!!! Es un de las personas que siempre he soñado con conocer, mi suegra ( en la que se inspiró Ferrer Lerín para escribir algún que otro relato) vivió mucho tiempo en Barcelona y era amiga de él y de Nazario entre otros muchos personajes del rollo barcelonés. Cada vez que ella o mi ex me contaban acerca de esa época yo me moría de la envidia, porque me hubiera gustado estar allí, en esas Ramblas donde España estaba despertando después de tantos años de dictadura al grito de Ocaña de "¡Viva la Asunción!" Él ha sido el primer activista queer de ESpaña a su manera y su figura debe ser muchísimo más reivindicada. Antes que McNamara, ya estuvo Ocaña transgrediendo muchísimo más los límites...
Salud y Libertinaje

Senses & Nonsenses ha dit...

yo soy de los que tb le conocí a través de la película de ventura pons. uno de los primeros activistas queer en una época que no era cualquier cosa salir a la calle vestida de faralaes. yo tb envidio la libertad de las ramblas de barcelona en el postfranquismo y es una época que tb me hubiera gustado ver o vivir. todos los homenajes y reivindicaciones posibles a este singular personaje.
gracias por acercárnoslo.

un abrazo.

hermes ha dit...

Pues yo tambien recuerdo a aquel personaje que era Ocaña tan sorprendente y rompedor, exagerado al máximo pero con una simpatía y una personalidad como no había otro en aquella época en las Ramblas, lo recuerdo siempre travestido con aquella mezcla de andaluza y religiosidad típica de su tierra, era uno de los personajes más conocidos de la ciudad. Tambien recuerdo el bancón de su casa en la Pl. Real, con un altar y una virgen llena de flores.

Un personaje de esos que dejan huella, sin duda.

Un abrazo, amigo

Capitán Harlock ha dit...

.

.

Me ha encantado su lucha por ser uno mismo, sin etiquetas. Estoy totalmente de acuerdo con ese planteamiento, que me hace recordar una vez más el absurdo del rechazo de unos gays hacia aquellos otros gays de los que consideran ofrecen una imagen no apropiada.

Este hombre fue un adelantado.

Un beso.

@ELBLOGDERIPLEY ha dit...

Genial Ocaña, por época, no lo llegué a conocer en Barcelona (yo estuve viviendo mucho después y era muy pequeñito), pero sí que he conocido gente del entorno de Ventura que me habló de él y de Nazario, creo que el propio Jordi Petit también. Pues Pedro Lemebel el escritor chileno de "Loco Afán", como he leído en algún comentario, tiene algo de su espíritu, es verdad.
Estuve viendo una expo hace tiempo en el Palau de la Virreina, con vídeos y cuadros de Ocaña, y tb ví la peli, aquí está, "Ocaña, Retrat Intermitent", bueno, es un documental, dices que es un corto, supongo que lo dices porque es más breve que las pelis convencionales, pero es un largo ¿No? Maravilloso, cuando se disfraza en el cementerio...las cosas que cuenta...y esos planos en las Ramblas en los que se vestía de mujer, con un traje y un sombrero de época y con el mango del paraguas se levantaba la falda y enseñaba el culete...Genial, un Icono Gay y un referente imprescindible. El vídeo de la obra de teatro, qué curioso, ya lo había visto, porque pensé también escribir algo sobre él, hace un tiempo:-) Una pena, su muerte tan prematura...

Leo ha dit...

LA VERDAD ES QUE TRAS LEER TODOS ESTOS COMENTARIOS, ME SIENTO UN IGNORANTE E INCULTO AL NO SABER DE LA EXISTENCIA DE ESTE HOMBRE DE TAN HONDO PENSAMIENTO Y CARÁCTER. No me imagino cómo de icono será este hombre, pero no creo adecuado etiquetarlo de icono gay cuando en sus propias palabras dejar ver que no le gustan las etiquetas. Dejadle con su ambiguedad, yo la reivindico. La verdad es que estoy plenamente de acuerdo con eso de no poner etiquetas, qué manía en clasificar a la gente y poner etiquetas a sus sentimientos y comportamientos que no tienen por qué ser racionales( por eso son sentimientos). No me gustan las etiquetas, lo considero una osadía, y más si es hacia alguien ajeno.
Sin duda, gran personaje. No te sulfures con eso de las interdiscriminaciones entre los gays Capitan HARLOCK.

Icaro ha dit...

Yo le recuerdo de una entrevista para el programa de Paloma Chamorro (La Edad de Oro), que por cierto no hace mucho volvieron a reponer. Ocaña es ese tipo de artistas de la España profunda, de la cal y del luto, de vírgenes sevillanas y macetas con geranios, que sin duda alguna consiguió vivir a su manera.
Saludos

pe-jota ha dit...

Ocaña, para mi es de esas personas a las que jamás deberíamos dar la espalda ni olvidar, desearía que su figura fuera recordada como la gran persona que fue, y que su magia volviera a resonar en Las Ramblas.

columba ha dit...

Hola a todos, soy de cantillana, su pueblo, y la muerte de ocaña fue un shock para todos. Nadie le prendió fuego, él llevaba unas bengalas encendidas, y le prendió el traje de sol, realizado con papel de seda, que llevaba. Como imaginaréis, tenemos anécdotas de Ocaña por doquier, desde sus transformismos, a un mural que realizó para un de nuestros colegios, una maravilla!!! Su familia posee toda su obra pictórica, que se expone, en parte, permanentemente en un bar que poseen. Además, hay una película, Manderley, donde también aparece, pero no la encuentro. Si alguien la tuviera, por favor, publicadlo aquí. Gracias!!!!

LA ROSA DEL VIETNAM ha dit...

HOLA,
YO TENGO BUENA PARTE DE LAS FIGURAS DE PAPEL MACHÉ QUE HIZO A LO LARGO DE TODA SU CARRERA ARTÍSTICA.
ENTRE ELLAS, EL FAMOSO SOL.
SI QUIERES FOTOS PARA AMPLIAR ESTE APARTADO DEDICADO A OCAÑA, CUENTA CON ELLO.
¡ARRIBA LA ASUNCIÓN!

Anònim ha dit...

Hola Columba, estoy preparando en Cantillana un documental para conmemorar el 25 aniversario de su muerte. Por favor ponte en contacto.

jj@us.es

También puede escribir todo aquel que crea pueda aportar algo a su memoria.

Gracias a todos y arriba la memoria de Ocaña