dimecres, de maig 30, 2007

Luis Cernuda (1902 - 1963)


"Un hombre envejecido, elegante, sobrio, que desdeña la tristeza y acepta la tristeza porque es parte de su persona (y de su personaje). Un hombre que con fervor desea que la muerte le venga , y que se exalta con íntimo rubor ante el gozo y la luz juveniles de la vida. Un hombre excéptico, que ve en la pasión de amor el más alto tributo humano. Contradictorio, noble, arisco, afectuoso, rebelde, trabajador esmerado e implacable de su palabra poética, siente la dura dignidad (exilio, soledad, privaciones, diferencias) de una vida difícil".

Luis Cernuda, Vicente Aleixandre y Federico García Lorca , Madrid 1931

Un aspecto remarcable de la personalidad de Luis Cernuda será la naturalidad con la que acepta su condición de homosexual, en contraposición a cohetaneos suyos como García Lorca, Emilio Pardos o Vicente Aleixandre. En él no habrá dudas ni contradicciones. La lectura, en su adolescencia, del "Corydon" de Guide le producirá una inmediata identificación.

Cernuda "Entre la realidad y el deseo"

El homoerotismo de Cernuda prescindirá de lo real, sus poemas cantarán a marineros, campesinos y muchachos sorprendidos en su erotismo, poemas que aspiran al amor físico con muchachos rubios inalcanzables, liberación corporal y disfrute sexual moviéndose en el campo de los anhelos, carencia de presente, moviéndose siempre en el pasado o en el mañana.

"Los marineros son las alas del amor" (Palabras ocultas 1931)

Los marineros son las alas del amor,
son los espejos del amor,
el mar les acompaña,
y sus ojos son rubios lo mismo que el amor
rubio es también, igual que son sus ojos.

La alegría vivaz que vierten en las venas
rubia es también,
idéntica a la piel que asoman;
no les dejéis marchar porque sonríen
como la libertad sonríe,
luz cegadora erguida sobre el mar.

Si un marinero es mar,
rubio mar amoroso cuya presencia es cántico,
no quiero la ciudad hecha de sueños grises;
quiero sólo ir al mar donde me anegue,
barca sin norte,
cuerpo sin norte hundirme en su luz rubia.


El amor no obstante le llegará brevemente en 1954 y le inspirará "Poemas para un cuerpo", sobre este amante sólo he logrado saber que era un culturista

Luis Cernuda en la playa de Linera ( Asturias)

"Precio de un cuerpo"

Cuando algún cuerpo hermoso,
Como el tuyo, nos lleva
Tras de sí, él mismo no comprende,
Sólo el amante y el amor lo saben
(Amor, terror de soledad humana.)

Esta humillante servidumbre,
Necesidad de gastar la ternura
En un ser que llenamos
Con nuestro pensamiento,
Vivo de nuestra vida.

Él da el motivo,
Lo diste tú; porque tú existes
Afueracomo sombra de algo,
Una sombra perfecta
De aquél afán, que es del amante, mío.

Si yo hablase
Cómo el amor depara
Su razón al vivir y su locura,
Tú no comprenderías
Por eso nada digo.

La hermosura, inconsciente
De su propia celada, cobró la presa
Y sigue. Así por cada instante
De goce, el precio está pagado:
Este infierno de angustia y de deseo.

"Vivir sin estar viviendo" nos acercará a un Cernuda exiliado alejado del día a día y al que le duele España, a la que ya no regresará. En 1962 cerrará sus poemarios con " Desolación de la quimera" en el cual sintetizará su obra tanto temática como emocionálmentecon una mirada hacia la soledad y el deseo en tiempos pasados.

"Peregrino" (Desolación de la quimera 1962)

¿Volver? Vuelva el que tenga,
Tras largos años, tras un largo viaje,
Cansancio del camino y la codicia
De su tierra, su casa, sus amigos,
Del amor que al regreso fiel le espere.

Mas, ¿tú? ¿Volver? Regresar no piensas,
Sino seguir libre adelante,
Disponible por siempre, mozo o viejo,
Sin hijo que te busque, como a Ulises,
Sin Ítaca que aguarde y sin Penélope.

Sigue, sigue adelante y no regreses,
Fiel hasta el fin del camino y tu vida,
No eches de menos un destino más fácil,
Tus pies sobre la tierra antes no hollada,
Tus ojos frente a lo antes nunca visto.

12 comentaris:

Senses & Nonsenses ha dit...

cernuda par mí es la poesía, lorca el teatro.

un post maravilloso, estás que te sales. perfecto, recorres todas las épocas de su vida. un viaje fascinante.

un abrazo.

ZekY's ha dit...

Siempre es bueno volver a Cernuda.
Excelente posteo!

Valeria ha dit...

Un disfrute llegar aquí siempre, pero hoy especialmente con Cernuda como protagonista.
Un beso, Pe-jota

PD: hoy te haré una confesión. Algunas veces me pregunto, quien será este Pe-jota en realidad? (pero está bien así. Tampoco hay que conocer más)

Nick Carraway ha dit...

Felicidades por este post, no conocia a Cernuda, lo cierto es que soy bastante ignorante en el terreno de la poesia, pero me han entrado ganas de leerle detenidamente, me ha gustado especialmente el precio de un cuerpo. besos.

Vulcano Lover ha dit...

Sintético y conciso recorrido por su vida... A mí Cernuda me recuerda a Sevilla, a su casa en la calle aire, a la aguda espina del deseo y una mirada que nunca olvidará frente a esa puerta. Al río y las azoteas, y la primera brisa tibia de marzo.
Y esa magnífia exposición que hace 5 años le brindó la residencia de estudiantes. Te recomiendo muy mucho el catálogo de aquella exposición, que es de lo mejorcito que he visto allí. Si algún día vienes por Madrid, creo que se puede adquirir allí mismo... Ese, por cierto, es uno de mis rincones favoritos de Madrid, donde suelo llevar a la gente que quiero de sopresa, como regalo íntimo del amor a los espíritus que por allí vagan aún... te vienes un día?

Besos.

Guillermo ha dit...

muy buen post, Cernuda es uno de los mejores exponentes de la poesía en español. Muy diferente a Lorca en efecto, yo me quedo con Cernuda y su "infierno de angustia y deseo".
Saludos.

MM de planetamurciano.tk ha dit...

Creo ke si hay algún escritor ke me ha influído en la vida, ese es Cernuda. Durante muchos años sus poesías fueron como un bálsamo calmante. Además, no hay un título ke diga tanto y ke exprese tanto como "La realidad y el deseo"

Silmariat, "El Antiguo Hechicero" ha dit...

Estoy encontrando tu blog y me felicito por ello, por haber encontrado algo con tanta calidad. Nada es azar amigo mío, nada.

Gracias por darnos tanto de ti.

Sobre Cernuda..., qué puede decir un mortal como yo?

Todo lo mejor para ti.

@ELBLOGDERIPLEY ha dit...

Pues una de las madres del cordero, nada menos. Qué curioso, uno de los rincones favoritos de Vulcano Lover, también lo es mío, aunque hace tiempo que no voy. Le alabo el buen gusto.

Rosadefuego ha dit...

Cualquiera que sea el sentido de ese amor, la poesía se nutrió de la obra de aquellos que no tuvieron reparos en expresar su deseo; con orgullo y con dolor, en ocasiones.
Si no hubiesen aceptado su verdadera identidad, jamás habrían producido los poemas que influyeron en sus contempóraneos y en los quue vinieron después, y tampoco habrían ocupado un lugar en la literatura universal.
Te dejo un par de poemas, uno de Cernuda y otro de César Moro, poeta peruano.

"Si el hombre pudiera decir"

Libertad no cononozco sino la libertad de estar
Preso en alguien
Cuyo nombre no puedo oír sin escalofrío;
Alguien por quien me olvido de esta existencia mezquina.
Por quien el día y la noche son para mi
Lo que quiera.
Y mi cuerpo y espíritu flotan en su cuerpo y espíritu
Como leños perdidos que el mar
anega o levanta
libremente, con la libertad del amor,
La única libertad que me exalta,
La única libertad por que muero.

"Noche oscura del cuerpo"

Tu cuerpo moreno como una
catarata cae lento
En el abismo
Giramos lentamente por el aire
caliente del cuarto caldeado
Las mariposas nocturnas parecen
carneros
Ahora sería fácil destrozarnos
lentamente
Arrancarnos los miembros beber la sangre lentamente
Tu cabeza gira tus piernas me
envuelven
Tus axilas brillan en la noche con
todos sus pelos
Tus piernas desnudas
En el ángulo preciso
El olor de tus piernas
La lentitud de la percepción
El alcohol lentamente me levanta
El alcohol que brota de tus ojos y
que más tarde
Hará crecer tu sombra
Mesándome el cabello lentamente
subo
Hasta tus labios de bestia.

pe-jota ha dit...

Cernuda es de esas figuras que poco a poco y a medida que lo vas conociendo acaban por convertirse en imprescindibles.
Gracias a todos, recojo alguna invitación, jejeje, y agradezco el detalle de Rosa de fuego.

BELMAR ha dit...




"El ser deja de saberse extranjero
dentro de aquel cuerpo flagelado
y se repliega para alcanzar su fin."

( Desde "Palimpsesto" )


BELMAR