dilluns, de gener 04, 2010

El Arrebato de Iván Zulueta


Director de cine, diseñador, cartelista, director de una película que ha acabado siendo mítica y autor de una obra gráfica que ha marcado un estilo vitalista e inimitable.

"Hay cierto pudor. Soy incapaz de verla, me causa dolor y no me lleva a nada. Además en su momento no cuajó, no gustó realmente. Me acostumbré a ese estado de cosas, así que nunca me lo creí de verdad. Ahora me dicen que es de culto y yo sólo me alegro de que sea interesante, eso es todo lo que quise hacer. Una película que te retuviera durante dos horas en la butaca. Alguna vez la ha vuelto a ver y fue una inyección de energía, recuerdo estar sólo allá arriba, y reírme mucho, troncharme, sobre todo, con los actores".

Iván Zulueta para Público, 13/06/2008

Perseguido por su fama de maldito, de artista de culto en una vida marcada por sus adicciones, el cine "Siempre he sabido que ésta iba a ser mi prisión, mi trampa". La heroína fue la otra, hoy la metadona. "Sólo me deja sobrevivir, a ratos me siento como esperando a Godot".


Hoy en día Arrebato (1979), protagonizada por Eusebio Poncela, Cecilia Roth, Will More y Marta Fernández Muro, no sólo es una película mítica, sino que es una película de culto que demostró que en España se podía hacer buen cine, pero cuando se estrenó no pasó de ser considerada una rareza. Arrebato fue su segunda película ya que en 1968 había rodado "Un, dos, tres, escondite inglés" (una parodia del festival de Eurovisión adelantada a su tiempo) película que se estrenó en Cannes en 1969 y que no se proyectaría en las salas españolas hasta 1970. Durante los años setenta realizó cortos como KingKong (1971), Frank Stein (1972), Masaje (1972) o Roma-Brescia-Cannes, Párpados (1989), Ritesti (1992). En estos años también dirigió el programa televisivo "Último grito, presentado por José María Íñigo"


El prestigio de Zulueta como diseñador de carteles irá acompañado por una actividad prolífica. Trabajó para Almodóvar, Borau, Gutiérrez Aragón, Garci y Albadalejo, entre otros. También destacó en el campo del dibujo y en el de la fotografía, donde experimentó con polaroids retocadas

Mi querida señorita, poster de 1972

"Yo les doy una gran importancia a las letras, lo que más me enrolla de un cartel es que pueda tener unas letras adecuadas, y sin embargo aquí siempre las han considerado un estorbo...".

Iván Zulueta

Un, dos, tres, al escondite inglés, 1969

Furtivos, 1975

Camada negra, 1977

Viridiana, 1977

El corazón del bosque, 1979

Maravillas, 1980

L'Age d'Or, 1983

Entre tinieblas, 1983

Ataque verbal, 1999

Trailer del documental "IVÁN Z ", dirigido por Andrés Duque (2004)

16 comentaris:

Justo ha dit...

Desconocía que era tan polifacético, sólo lo relacionaba con Arrebato -aunque eso no es poco, desde luego-. Sólo he visto una vez la película, me impresionó vivamente por su atrevimiento en fondo y forma, aunque pasados tantos años no la recuerdo bien. Pero ahora más que revisarla me apetecería ver la del escondite inglés, ¡esa sí que tiene que ser una rareza, con ese argumento!

Y los carteles, qué voy a decir, que son buenísimos. -De la estética del Último grito de Íñigo tengo idea, más por lo que he visto luego que porque lo recuerde con precisión, debería ser muy pequeño yo. Pero Íñigo en su momento fue muy bueno...

senses or nonsenses ha dit...

feliz 2010 pe-jota, y empiezas el año pisándome tema, jajajjaja. me suena...
pero como no soy rencoroso, ni quiero cobrar derechos rápido y dePRISA como otros, te puedo contar que los Zulueta -dicen las malas lenguas- debieron hacer su fortuna como negreros, llevando esclavos de áfrica a américa. si bien, Iván procede de la parte intelectual y artística de la familia. y la que volvió a San Sebastián. no sé si el arquitecto famoso era el bisabuelo, o más allá, y sobre todo la abuela, que era pintora, y que fue la que ejerció en él gran influencia.
Arrebato es más que una película, es un testamento fílmico que aún cobra mayor sentido con su muerte. Iván, como anunciaba premonitariamente él mismo en el film en el personaje de eusebio poncela, fue borrado por el cine y por fin ha sido devorado absolutamente por el celuloide.

otra cosita más, ese cartel de Mi querida señorita fue censurado, lo mismo le ocurrió con otros carteles como el de Asignatura pendiente.

un abrazo.

Joao Baptista ha dit...

Amigo tenho um duvida. Em Espanha quando é que se entregam/recebem as prendas de Natal?

tecla ha dit...

Hay seres privilegiados en la vida. (¿Les servirá para ser más felices?) Ojalá que así fuera.
El caso es que a menudo se nos escapan. Al menos a mí.
Pero aquí estás tu.
Gracias P-Jota.

Xim ha dit...

No la he visto, la tendré que recuperar para luego opinar...

Besotes

Xim

Champy ha dit...

Cuando te enteras de tipos así, multifacéticos, que hacen de todo, independientemente de que lo hagan bien o mal, estamos tratando de verdaderos artistas, que eruptan su talento por multiples vertientes..y en la más d elas veces consiguen esa extraña fascinación luego llamada CULTO.

Y son histéricos histriónicos llamativos..... a mi me caen bien.

2046

thefirstsquirrel ha dit...

Gracias por la información y por los pósters, te he robado alguno.. No sabía que el de furtivos fuese suyo, aunque no hay más que verlo para darse cuenta.

Y Feliz Año Nuevo!!

Vulcano Lover ha dit...

Tú no descansas, eh... unos días fuera de las lecturas de blog y me encuentro 3 superentradas...
A mí Zulueta me parece interesante, y supongo que sí, que es un imprescindible del cine en España. Una pena que no continuase con una carrera interesante. Aunque yo, personalmente, considero arrebato una película muy buena, pero francamente sobrevalorada (quizá fruto de la escasa calidad media de nuestro cine, claro...).

pon ha dit...

Maravillosos los carteles, increíblemente buenos. Joder con el de Furtivos...........


Arrebato no la recuerdo apenas, hace mucho tiempo que la ví y no la revsité. Tampoco me apetece mucho ahora, la verdad.

Uno ha dit...

Me interesó especialmente el diseñador gráfico mas que el cineasta de carrera tan corta. Un gran artista en cualquier caso.

Joaquinitopez ha dit...

Arrebato fue una suerte de iniciación personal en lo que podía llegar a ser el cine para mí. Sin embargo, me ha sorprendido la calidad de sus carteles, por supuesto los conocía todos ¿quien no? pero no los relacionaba con él. Lástima que viviera tan poco y que nos dejara tan poca obra. Un abrazo y gracias por el descubrimiento.

Mery ha dit...

Uf, yo no conocía a este hombre. Con tu repaso algo he aprendido.
Gracias, como siempre.
Un beso

MMdeplanetamurciano ha dit...

Un día de estos un cartel de Zulueta acabrá en mi casa colgado, porke es tan bueno y personal. Nadie hacía carteles como él y mucho me temo ke en veinte años todavía no ha venido alguien ke pueda sustituirle.

Xavier ha dit...

Un personetge ple d'inquietuts, u artista.

salutacions.

@ELBLOGDERIPLEY ha dit...

La verdad que "Arrebato" es una peli fascinante, por la que no pasa el tiempo. A mí me marcó mucho la extraña relación entre Eusebio Poncela y Will More, más extraño aún, una especie de Peter Pan.
Sabía lo de los carteles también, y son fabulosos. Si la puñetera heroína no se hubiera cruzado en su camino, tal vez hubiera hecho muchas más pelis, es una pena.
Enorme esfuerzo y energía en la entrada, como todas las tuyas, incluído brindarnos la maravilla de esos carteles de cine que son de una originalidad y creatividad únicas en el panorama del diseño, algunos son ya clásicos.
Petonets

Pilar ha dit...

¡Qué interesantes los carteles!
Sí, cualquier bue diseñador gráfico que desprecie las letras está despreciando algo más que palabras.